miércoles, 4 de mayo de 2011

Los cuentos enredados

Roberto, Eustaquio, Alejandro, Víctor, Lucas, Luis, Fernando y Kevin estaban jugando a un partido de futbol.

De repente la pelota se quedó atrapada en unas piedras y al cogerlo, cayó en un pozo. Los niños se alongaron al pozo y por desgracia cayeron dentro.

En el fondo del pozo estaba todo oscuro y los niños al intentar buscar la pelota se adentraron en un pequeño mundo. En el vieron su pelota pero al ir tras ella se encontraron con Caperucita Roja que iba vestida de violeta. Les pareció muy raro y fueron a preguntarle. Ella les dijo que estaba jugando un partido de mini-golf contra el lobo y ahora estaban recogiendo porque iba a ir al dentista porque al lobo se le movía un colmillo…

Al cabo de un rato cuando Caperucita acabó de hablar los niños se dieron cuenta que una ráfaga de viento se había llevado el balón. Entonces salieron tras él y se encontraron con Peter Pan.

Él le contó su historia, de que estaba buscando a Campanilla porque era su mayor enemiga y le iba a meter en su pequeño traje polvos pica-pica.

La pelota seguía rodando por todos los sitios y los niños no conseguían cogerla.

Se encontraron con el flautista de Hamelín que tocaba el violín, Cenicienta que había echado a sus hermanastras, los tres cerditos que habían montado un hotel y lo querían vender, al gato con botas que andaba con chanclas…

Al cabo de un rato los niños consiguieron coger el balón pero Lucas se cayó y al levantarse tiró de una pequeña palanca y todos los cuentos volvieron a la normalidad. Al final salieron sin problemas.

Ainhoa, Javier, Wila y Alba 6º A